El liderazgo y su naturaleza.

Esta semana fue todo un tema el liderazgo en diferentes ambientes. Dice la RAE (Real Academia de la Lengua Española) que líder es:  ‘Persona que dirige u orienta a un grupo, que reconoce su autoridad’ y ‘persona, equipo o empresa situados a la cabeza en una clasificación’. Por su terminación, es común en cuanto al género.

Encontré diferentes significados y casi todos ellos hablaban de virtudes, de apoyar al equipo, de ser un guía o poner el ejemplo, ahora que ser coaching está de moda.

Si nos ponemos a observar el comportamiento en la naturaleza de los animales, en contaremos que ellos se rigen por un tipo de liderazgo.

Un ejemplo es la forma de organización en lo peces, carpas doradas de agua dulce que se trasladan en grupos siguiendo al pez o peces lideres con dos características principales. Son los que encuentran con mayor rapidez el alimento y muestran una efectiva comunicación con su grupo. Estos líderes natos deben de tener un equilibrio entre ambas habilidades, ya que si son demasiado veloces pueden dejar atrás al grupo, por otra parte, si son muy amigables, pierden el tiempo y el objetivo. Por lo que se elige al que logra un equilibrio.

Un líder debe ser observador para saber las necesidades de su equipo de trabajo y cubrir los requerimientos en tiempo y forma para lograr el objetivo del grupo. Como un eslabón, si tenemos uno frágil afecta a los demás si se quiebra.

Un líder deberá de ser empático y creativo para llevar a buen puerto los objetivos del equipo.

La fuerza de un líder no solo se mide en dominio y poder, el ser más humano y empático crea lazos de confianza que hace más fácil velar por una meta en común, un líder que acompañe y muestre como hacer las cosas es el mejor ejemplo de autoridad, de la misma manera si no se sabe algún tema, ser humilde y reconocer que se necesita de ayuda.